Haz de botellas de vidrio vacías elementos decorativos

Las botellas de vidrio pueden ser unos estupendos jarrones

El reciclaje es una buena práctica, pero la reutilización es aún mejor y con ella, además, se entrena la imaginación. Un buen ejemplo son las botellas de vidrio vacías. Está bien tirarlas al contenedor de vidrio y también es buena idea utilizarlas para conservar otros alimentos. Pero también pueden tener una función decorativa, como jarrones para decorar la casa o el jardín con unas bonitas flores.

Haz tus propios recipientes

Con las botellas gordas de zumo se puede hacer un centro realmente bonito. Lo primero es, obviamente limpiarlas bien y secarlas. Una vez que tengas cinco o seis botellas, rodéalas todas juntas con una cuerda de rafia. Pueden servir como recipiente para ramas de hipérico, dado que el color rojo de sus bayas da mucho colorido a la habitación. El resultado es un centro muy curioso con artículos muy sencillos. Una buena manera de ahorrar decorando.

Las botellas de vino también sirven de jarrones. Claro que las flores de las que sean recipientes deben ser otras, por supuesto. Unas flores grandes y vistosas como, por ejemplo, unas hortensias. Con unas seis botellas de vino y una caja de madera o de fruta se puede hacer un arreglo campestre muy original y decorativo, tanto para el jardín como la terraza.

En la vida cotidiana utilizamos multitud de objetos que pueden seguir teniendo su utilidad una vez que cumplen su función principal. Las botellas de vidrio, como hemos visto, son un ejemplo de artículo que sirve sin duda alguna para la decoración de la casa, la terraza o el jardín. El resultado suele ser muy bueno y, sobre todo, barato.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *